Residuos del queso se transforman en aditivos alimenticios

Según un artículo de la Journal of Industrial Microbiology & Biotechnology, investigadores del CSIC han logrado modificar la bacteria Lactobacillus casei para obtener compuestos químicos de uso común en las industrias farmacéutica, alimentaria y cosmética a partir del lactosuero, un residuo contaminante y de gran carga orgánica generado durante el proceso de elaboración del queso. De este modo, residuos del queso se transforman en aditivos alimenticios. Han modificado genéticamente la bacteria Lactobacillus casei mediante técnicas de manipulación genética para que, a partir de la lactosa presente en el suero, sea…

Leer Más